Inicio de sesión

Noticia

Vicepresidenta Francia Márquez Mina propone una legislación internacional que atienda el desplazamiento forzado

Así lo expresó la alta mandataria durante el Segundo Foro Mundial de Refugiados que se llevó a cabo en Ginebra, Suiza, en el que Colombia ofició como coauspiciador.

Foto: Darwin Torres - @ViceColombia

​​

  • Así lo expresó la alta mandataria durante el Segundo Foro Mundial de Refugiados que se llevó a cabo en Ginebra, Suiza, en el que Colombia ofició como coauspiciador.​
  • “Es necesario pensar en cómo los estados flexibilizan sus condiciones de movilidad de la población para que la gente no esté obligada a cruzar por esos lugares de tránsito, de riesgo extremo, donde ponen su vida y su dignidad en peligro”, dijo.
Ginebra, Suiza, 13 de diciembre de 2023 (@ViceColombia).

Destacando el compromiso del Gobierno del Cambio con la atención humanitaria y la garantía de los Derechos Humanos de las personas que están viviendo el desplazamiento forzado, la Vicepresidenta y Ministra de Igualdad y Equidad, Francia Márquez Mina, participó este miércoles en Ginebra (Suiza) en el Segundo Foro Mundial sobre Refugiados, del cual Colombia es coauspiciador, y en el que intervinieron también el Secretario General de las Naciones Unidas, Antonio Guterres; la Primera Ministra de Uganda, Robinah Nabbanja; el Rey de Jordania, Abdullah II bin Al- Hussein; altos dignatarios de Japón y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), Filippo Grandi, entre otros.

“Yo he sido víctima del desplazamiento forzado, lo viví en carne propia el 5 de octubre de 2014 a las 2:00 de la mañana, cuando me tocó salir huyendo con mis dos hijos porque un grupo armado, a raíz de la lucha por proteger el medio ambiente y mi territorio, me declaró objetivo militar (...) esto es un sufrimiento crónico de las personas que viven este flagelo y entonces es necesario que se atienda como una crisis global que está afectando a muchas familias en el mundo”, señaló.

La alta mandataria hizo una radiografía de Colombia, país que actualmente cuenta con el mayor número de desplazados forzados en el mundo, alcanzando 6,9 millones de personas a raíz del conflicto armado interno, principalmente.



“Colombia también es el cuarto país de acogida en el mundo y hoy tenemos alrededor de 3 millones de venezolanos, 2 millones de ellos han recibido el beneficio especial de estatus migratorio, 100 mil niños han recibido la nacionalidad colombiana y, este año, por ejemplo, 1.000 niños venezolanos van a recibir sus grados porque han podido acceder a la educación. Esto es una muestra del compromiso que Colombia ha tenido, no solo con atender a la población desplazada interna, sino con las personas en acogida que llegan a nuestro territorio”, agregó.

De igual manera, hizo referencia a la crisis migratoria en el Darién, donde cerca de 500 mil personas han cruzado esa zona, de más de 100 nacionalidades. “Hay personas de Camerún, Haití y muchos otros países, esto para decir que el problema migratorio en Colombia no solo es la población venezolana”, dijo.

Márquez Mina insistió en la importancia de reconocer que existe una crisis migratoria mundial y propuso que se asuma una legislación internacional para atenderla. “Nadie se quiere ir de la tierra que lo vio nacer, nadie quiere salir huyendo de su casa; la gente se va porque quiere salvaguardar la vida o mejores oportunidades. Tenemos que pensar en cómo los estados flexibilizan sus condiciones de movilidad de la población para que la gente no esté obligada a cruzar por esos lugares de tránsito, de riesgo extremo, donde ponen su vida y su dignidad en peligro”, concluyó.



Panel sobre la consolidación de la paz y la prevención de conflictos

Durante la intervención de la Vicepresidenta en este espacio, también recalcó que el Gobierno del Cambio le apuesta a la Paz Total y pidió a la comunidad internacional que siga acompañando los procesos de diálogo para resolver los distintos conflictos que aún tiene Colombia, con el ELN, las disidencias y otros actores armados.

“Queremos el silenciamiento de los fusiles, queremos que los territorios que han sufrido de manera desproporcionada el conflicto armado se vuelvan espacios de vida y alegría. Por otro lado, sabemos que la inversión social también es fundamental, garantizar el acceso a la educación, a la salud, el agua potable, apostarle a un modelo económico de desarrollo basado en la sostenibilidad ambiental es parte del desafío que estamos asumiendo y que requiere por supuesto de un gran apoyo y esfuerzo”, puntualizó.